¿Qué dice la biblia sobre incinerar a los muertos?

Uno de los debates importantes para tomar una decisión sobre el trato del cuerpo después de la muerte se relaciona con la interpretación religiosa, por ejemplo, el acto de incinerar a los difuntos se vuelve un conflicto para los creyentes ya que prefieren una práctica más tradicional como la del entierro. 

Pero ¿Cuál es la interpretación de la biblia sobre la cremación? 

Para dar respuesta a esta pregunta debemos internarnos dentro de la biblia para conocer qué tan aceptada es la cremación moderna dentro de las palabras del libro sagrado. 

La biblia no condena ni aprueba la cremación

Dentro de las escrituras no se halla ningún versículo que especifique que la incineración del cuerpo sea una acción aprobada o no.

Más bien tiene que ver con la interpretación de las acciones culturales de aquella época y como se relaciona con los casos aislados en los que se decidió inhumar a los difuntos. 

Lo que queremos decir es que hay dos perspectivas, en estos dos ejemplos se puede analizar mejor: 

1 Samuel 31:8-12

Es un relato que se refiere al valiente que rescató y quemó los restos del Rey Saúl y sus hijos con la única intención de evitar que sus restos se trataran de manera deshonrosa.

La biblia no condena ni aprueba la cremación

Josué 7:24-25

Habla de la acción cometida sobre un hombre de conducta reprochada, quien fue apedreado y luego quemado. 

Como se puede entender, la incineración no guarda ninguna relación con ser positiva o negativa en las escrituras, sino más bien como una solución para tratar a los cuerpos después de su fallecimiento. 

Así como no especifica si hay que cremar a los muertos tampoco habla sobre enterrarlos

Los relatos que se hallan alrededor de las acciones posteriores a la muerte son los que nos dan una idea de cuando es preciso enterrar o incinerar. 

Al decir verdad, ambas soluciones postmortem regresan el cuerpo al polvo, como lo dice el Génesis 3:19. Al enterrar el cadáver pasa por un proceso de descomposición que con el tiempo se convierte en polvo, mientras que la cremación acelera este proceso dejando el cuerpo en cenizas.  

La cremación no evita la capacidad de un cuerpo a resucitar

Una creencia que puede aparecer alrededor de la cremación es que por no aparecer explícitamente en la biblia el cuerpo pierde la facultad para ser resucitado por Dios. Sin embargo, en la parte de Revelación Apocalipsis 20:13, dice que Dios Todopoderoso puede resucitar a una persona sin importar si su cadáver es enterrado, perdido en el mar, comido por los animales o incinerado. 

En 1 Corintios 15:35, 38 se afirma que el Todopoderoso puede crear un cuerpo nuevo con facilidad. 

Esto demuestra que el acto de incineración actual es aceptado por la religión católica y cristiana ya que se halla como una modalidad factible durante los tiempos de la Biblia. 

Aun así, tomar la decisión cuenta con un peso cultural, social y familiar, se puede observar que lo más común es que como miembros de una sociedad elijamos una opción a partir de lo que es aceptado por el resto. 

¿Qué debo tomar en cuenta para decidir según la Biblia?

Los deseos del difunto:

Tal como aparece en el Génesis 50:4, 5 y Éxodo 13:19 donde se muestra como los familiares respetan los deseos de la persona sobre que hacer con su cuerpo al morir.

La cremación no evita la capacidad de un cuerpo a resucitar

Costumbres locales:

Habla de continuar lo que es habitual dentro de la localidad, siempre y cuando esto no vaya en contra de los principios bíblicos. Lo encontramos en Juan 19:40.

Leyes del país:

Algunos países y ciudades regulan algunos aspectos de la cremación, como dónde esparcir las cenizas. Romanos 13:1 nos demuestra que hay que obedecer a las autoridades.

Los sentimientos de otras personas:

En Filipenses 2:4 entendemos que debemos considerar los sentimientos de los demás. Podemos cuestionarnos lo que los otros familiares sentirán con la decisión que tomemos.

Esperamos que toda esta información te ayude a encontrar una opción que te haga sentir en paz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba